Atención Natural al Parto Normal | Instituto Dra. Gómez Roig
 
El parto es la culminación del embarazo con el nacimiento del bebé. Se considera que una mujer inicia el trabajo de parto con la aparición de contracciones uterinas regulares, que aumentan en intensidad y frecuencia, acompañadas de cambios fisiológicos en el cuello uterino. El proceso del parto debe ser lo más natural posible, dejando su evolución espontánea, y minimizando el intervencionismo profesional a cuando esté indicado. El parto evoluciona en tres fases: el borramiento y dilatación del cuello uterino, el descenso y nacimiento del bebé y el alumbramiento de la placenta. En la mayoría de los casos el parto es vía vaginal, pero en algunos embarazos de riesgo el nacimiento es por cesárea. Asegurar el bienestar materno y del bebé siempre es lo más importante.

Asistencia personalizada al parto 24 horas

El equipo del Instituto te ofrece una asistencia personalizada las 24 horas del día. El trabajo en equipo favorece la asistencia natural al parto normal, sin importar el día y la hora en que se produzca el nacimiento. El respetar los protocolos asistenciales, para que la evolución del embarazo y parto sean lo más natural posible asegura una buena práctica profesional y disminuye el intervencionismo en los casos no indicados. Los indicadores de calidad, como número de inducciones y número de cesáreas, se revisan día a día para ofrecer una buena asistencia profesional.

Atención al puerperio

Los controles postnatales incluyen valoración del bienestar de la mujer, exploración abdominal para comprobar la posición del útero, revisión de las heridas si están presentes (del periné o de la cesárea), y de los loquios (secreciones vaginales). La exploración del pecho y el asesoramiento sobre la lactancia también se contemplan antes del alta. Se aconseja el contacto piel con piel desde el nacimiento, promoviendo la unión entre la madre y el bebé.

 

Volver a Obstetricia